Por qué la salud intestinal es la piedra angular para tener animales sanos

Carlos Bilello

15 noviembre 2021

¿Sabías que el tracto gastrointestinal (TGI) contiene aproximadamente el 70% de las células inmunes de todo tu cuerpo? De ello se deduce que un tracto gastrointestinal saludable es un requisito previo para una vida saludable, así como un importante impulsor del rendimiento en la avicultura. De hecho, la mayoría de los patógenos ingresan a los animales por vía oral. Por lo tanto, un intestino sano es esencial para que un animal sano crezca y se reproduzca.

Los intestinos

Las principales funciones de los intestinos son la digestión y absorción de nutrientes. También forman una primera barrera física e inmune contra los patógenos, junto con la piel (o concha) y las branquias.

La barrera física del intestino en sí se compone de dos capas principales. Primero está la capa de moco que se renueva continuamente y atrapa los nutrientes que se transportan rápidamente a la pared intestinal donde son absorvidos. La capa de moco también evita que las bacterias causantes de enfermedades lleguen a la pared intestinal y luego entren en el propio organismo. La segunda capa es la pared intestinal, compuesta de células estrechamente unidas entre sí por estructuras proteicas llamadas "uniones estrechas" para evitar brechas a través de las cuales las bacterias pueden ingresar al cuerpo, ver figura 1. Juntos, el moco, la pared intestinal y las uniones estrechas permiten la absorción de nutrientes, al tiempo que evitan que las bacterias causantes de enfermedades ingresen al torrente sanguíneo. Además de proporcionar una barrera física, los intestinos también contienen numerosas células inmunes que protegen al cuerpo contra las enfermedades. Estas células inmunes se extienden a través de las capas intestinales. Sus funciones son eliminar patógenos directamente, por ejemplo, a través de la fagocitosis, o desencadenar una respuesta inmune contra patógenos potenciales.

imagezxv9.png

Figura 1. La pared intestinal de un intestino sano

Salud

La función de barrera juega un papel clave para garantizar la salud del animal. En casos de estrés, respuesta inflamatoria, ANFs (como micotoxinas) o baja ingesta de alimento, la producción de moco disminuye y las uniones estrechas pueden debilitarse. Esto puede permitir que los patógenos pasen entre las células y entren en el torrente sanguíneo, ver figura 2. Comúnmente conocida como "intestino permeable", esta condición puede provocar que un animal se enferme gravemente y debe prevenirse a toda costa. Además, un sistema inmunológico sobreestimulado obliga a gastar energía en generar inmunidad, en lugar de crecimiento. Esto puede hacer que el animal se sienta mal, tal como lo haría cuando su cuerpo está luchando contra una enfermedad.

imagewe43g.png

Figura 2. La pared intestinal de un intestino poco saludable

 

El intestino también contiene múltiples microorganismos que afectan directamente la salud animal, que juntos forman la microbiota intestinal o el microbioma intestinal. Estos protegen contra el daño epitelial, ayudan a la digestión y promueven el desarrollo de un sistema inmunológico saludable. Para que la microbiota funcione correctamente, los diferentes microorganismos deben estar todos en equilibrio homeostático. Cualquier desequilibrio puede dañar la integridad intestinal, lo que puede desencadenar problemas como la diarrea, incluso en ausencia de un patógeno específico, y una posible enfermedad.

En resumen, podemos decir que los siguientes mecanismos diferentes, pero interrelacionados, parecen estar involucrados en la mayoría de los problemas intestinales:

  • Interrupción de la barrera intestinal (intestino permeable y reducción de la producción de moco)
  • Inflamación (a través del sistema inmunitario dentro de los intestinos)
  • Disbiosis de la microbiota

El funcionamiento saludable de estos tres mecanismos depende en gran medida de una interacción positiva entre la dieta, la microbiota y el sistema inmune del animal (Figura 3). Mantener estos factores en equilibrio mejorará la salud intestinal del animal y, en consecuencia, su bienestar general.

 

salud intestinal natural power grafico_Intestinal healt triangle.jpg

Figura 3. Factores que afectan a la salud intestinal.

Como ganadero, hay varios pasos que puedes llevar a cabo para ayudar a tus animales a mantener este delicado equilibrio, por ejemplo:

  • Nutrición: composición constante del alimento, niveles reducidos de proteína bruta, dietas de baja viscosidad, etc.
  • Gestión eficiente de la alimentación
  • Limitar el estrés en los animales
  • Garantizar condiciones ambientales óptimas
  • Prevención de micotoxinas
  • Limitar el uso de antibióticos

El enfoque De Heus Natural Power está diseñado para ayudarte a mantener el equilibrio óptimo para tus animales y para mejorar estructuralmente la salud animal en tu granja.

Un enfoque práctico y específico

Nuestro programa práctico natural Power reúne todos estos conocimientos y más para proporcionarte las herramientas necesarias para mejorar la salud y el rendimiento animal en tu granja, apoyando el uso prudente de antibióticos.

 

Para saber más sobre el programa Natural Power contacta con un técnico del equipo de De Heus a través de este correo: naturalpower.es@deheus.com

Descubre más acerca del programa Natural Power

Carlos Bilello

Especialista Internacional de Avicultura



Primer Congreso Internacional de Vacuno

¡¡No te pierdas el evento del año del sector del vacuno patrocinado por De Heus!! El objetivo de este Congreso es dar a conocer la importancia del sector del vacuno de carne como motor económico de nuestro país y luchar por su futuro. ¡¡Nos vemos en Salamanca!!

Visualiza el programa Inscríbete ahora